13.12.07

Esa parte de una misma

Una parte de mí misma siempre está despierta.

O tal vez sea mejor decir, una parte de Sheila Snailfinger, está siempre despierta.

Supongo que es el precio a pagar por un rediseño neuronal tan invasivo como el que hay en mi cerebro.

No. La verdad es que no estoy demasiado segura de que sea un auténtico 'precio a pagar', normalmente lo considero una ventaja.

Para casi todo.

Todo el mundo, o al menos todos los humanos, tienen, en realidad, muchas mentes gritando dentro de su cabeza. Siempre hay alguna parte de ellos pensando en comida, otra pensando en comprar un nuevo traje o bien una nueva piel sintética, según corresponda, y desde luego hay siempre alguna parte de ellos pensando en sexo, sobre todo si se trata de un hombre -especialmente si ese hombre es el bolillero Carlos Headcrusher Ramírez-. En el fondo, la única diferencia es que en mi caso esas 'partes' son evidentes, explícitas, separadas, y hablan con una voz propia, real.

Bueno, hablar no. Gritan más bien.

Supongo que eso me hace un tanto más consciente que el resto de los humanos, y supongo que también me aleja un tanto de la humanidad. Ningún humano tiene constantemente una parte de sí aullando que 'es Sheila, élla y sólo ella y que se vayan las demás', ni otras dos más con la extraña cantinela de 'out of order, please replace the circuits'.

Pero lo que realmente quisiera resaltar es que una parte de mí siempre está despierta, así no necesito ninguna clase de despertador. Supongo que se aburre un poco, aunque estoy casi segura que normalmente se pone a jugar en red a 'Alien families' en cuanto las demás dejamos de mirar. Decidí, bueno decidimos, ella incluída, que se quedaría despierta porque así siempre estaría, estaríamos, alerta y nunca, nunca más nos volvería a pasar el descuido... bueno, el descuido que... el que nos dejó así. Por eso, hoy, al despertarme he sentido pánico.

Mi cuerpo de dormir, uno muy simple, (apenas el generador básico, y algunos tentáculo y patas... ), está completamente aprisionado. He intentado moverlo y ha resultado imposible. Estoy inmersa en... en una sustancia pegajosa, orgánica, asquerosa.

Es terrible.

Aunque no sé porqué le doy tantas vueltas. Sé lo que es.

Es 'pegamento' de xenoformo. He sido cazada. Me llegará el turno y una Reina me arrancará lo poco orgánico que queda de mí y lo devorará.

¿Por qué? ¿Por qué? ¿Por qué?

Todas estamos aullando sin control.

Esto no puede pasar, ella, ella, esa hija de puta, debía estar vigilando mientras dormíamos. Debía despertarnos para que esto no pasase.

¿Por qué? ¿Por qué? ¿Por qué?

DESPIERTA

¿Qué?

DESPIERTA. ES LA HORA.

La hora de qué.

¿DE QUÉ VA A SER? LA HORA DE DESPERTAR.

No entiendo.

LAS DEMÁS YA ESTÁN DESPIERTAS, Y TÚ ESTÁS PERDIENDO EL TIEMPO CON UNA HORRIBLE PESADILLA.

DESPIERTA DE UNA JODIDA VEZ.

Ah, ahora mismo voy, gracias.

No hay comentarios: